Tratamiento de plasma: su uso en pacientes graves no genera beneficios

El primer estudio argentino realizado en relación con el uso de plasma en pacientes convalecientes en el tratamiento de la neumonía por COVID-19, evidenció que “no produjo un beneficio clínico significativo a los siete, 14 o 30 días de seguimiento en comparación con el uso de placebo”. 

Se trata del ensayo clínico Plasm-Ar, una investigación impulsada por el Hospital Italiano de Buenos Aires, en la que también trabajaron 12 instituciones públicas y privadas de cinco provincias diferentes.

“En ninguno de los objetivos, el grupo de plasma de convalecientes fue mejor que el placebo. En términos de efecto, es igual al placebo en esta población”, expresó en conferencia de prensa el doctor Alejandro Ventura Simonovich, jefe de la Sección de Farmacología Clínica del Hospital Italiano de Buenos Aires.

Según indicó el especialista y miembro del ensayo, “los investigadores no decidíamos qué pacientes iban a recibir la intervención… el azar decidía”. Especificó, también que, durante el proceso, “eran dos a uno porque dos pacientes recibían plasma mientras que a uno le suministraban solución fisiológica”.