La Iglesia de “Jesucristo de los Santos de los Últimos Días” realizó importantes donaciones al Gobierno Provincial

El gobernador Ricardo Quintela recibió las donaciones realizadas por la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, las que serán destinadas a la Unidad Especial de Asuntos Juveniles, el Hospital Zonal Luis Agote de Chamical, el Servicio de Emergencia 107 de la ciudad Capital, y la Dirección General de Defensa Civil de la Capital.

La directora de Asuntos Públicos de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, Mónica Ovejero, manifestó: “Estamos felices de poder concretar estas donaciones que se hacen en el marco de gratitud al Gobierno por la empatía que mostraron desde el gobernador Ricardo Quintela y todas las áreas involucradas. El Gobierno empatizó con los pedidos de ayuda para la repatriación de los misioneros. Estos jóvenes misioneros extranjeros estaban felices de poder llegar sanos y salvos a sus países tan solo con la firma de autorización de salida del Gobierno provincial”, señaló.


Ovejero agregó que con estas donaciones se podrá “ayudar a diferentes instituciones gubernamentales por todo lo que nos han ayudado y que ahora nos permiten a nosotros poder ayudar a la comunidad de La Rioja”.

Las donaciones


En el caso de la Unidad Especial de Asuntos Juveniles, la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días donó 25 colchones ignífugos, 25 almohadas, 60 frazadas, 60 juegos de sábanas, 30 toallones, una heladera con freezer marca Neva, una cocina a gas común de cuatro hornallas, cuatro ventiladores industriales de 32 pulgadas para montar en pared, un extractor industrial de aire de 61 centímetros, un lavarropas automático industrial con secarropa, un televisor de 32″, 36 vasos, 30 platos y 30 tazas, y 12 pares de ojotas.
Para el Hospital Zonal Luis Agote, la entidad religiosa donó seis equipamientos de comunicaciones VHF portátil, cuatro bases con antena y fuente, y 20 termómetros digitales.
En tanto, para el Servicio de Emergencia 107 se donaron 15 termómetros digitales, 20 oxímetros, ocho cuellos planos, cuatro packs de cintas Spaider, cinco tablas largas para inmovilizar, 10 handys para comunicaciones, tres bases móviles VHF con antena y tres fuentes de alimentación de 12 V.
Finalmente, para la Dirección General de Defensa Civil, la iglesia donó 6 radios handys banda corrida VHF,
tres bases de banda corrida VHF, tres fuentes de alimentación de 12 V, dos tablas de rescate Raki, dos cintas de inmovilizar sistema araña Spider y dos cuellos planos.
Las entregas se concretaron mediante un acto que tuvo lugar en la sede de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días.