Encuentran a un médico fumando marihuana en un hospital de La Rioja, luego de ser demorado por una fiesta clandestina

El hecho ocurrió en la ciudad de Chepes, donde la policía desarticuló una fiesta clandestina en la casa de un médico de apellido Gómez, en la madrugada el 29 de agosto.

En el procedimiento, se demoró a 16 personas. 10 masculinos de entre 37 y 19 años, y 6 femeninas de entre 26 y 16 años.

Según fuentes policiales a EL FEDERAL, detallaron que el médico fue trasladado al hospital Luis Pastuer, para ser revisado y con custodia policial.


En el lugar, llegaron otras personas para verlo llegaron otras personas para verlo, entre ellos menores de edad, y al abrir la puerta de lo que se llama la «sala fría», habitación de espera para pacientes en revisación, se notó un fuerte olor a humo de marihuana.

Las mismas fuentes policiales también contaron el mal trato del médico al personal de enfermería, y que se encontraba muy «exaltado»

El médico quedó internado, cuando posteriormente llegó una abogada que pidió la eximición de prisión, pedido que fue concedido quedando en libertad.